Estoy en huelga cultural.

Voy a escuchar muchísima música. A leer todo tipo de literatura, especialmente filosófica e histórica y poesía. A utilizar fuentes de información y contrainformación. A practicar al menos durante unas horas al día el pensamiento crítico y autocrítico. A seguir aprendiendo por mi cuenta de todo lo que me rodea.…

Continuar leyendo…